Connect with us

Nacional

Mauricio Macri monitoreó los mercados todo el día y la Casa Rosada volvió a desactivar las presiones por el “Plan V”

Publicado

on

Mauricio Macri no da el brazo a torcer. Para la Casa Rosada, definitivamente no hay “Plan V”.

“Yo ya he dicho que voy a ser candidato a presidente”, insistió por enésima vez el Presidente en la entrevista con Radio Fónica de Rosario que había cancelado más temprano y que al final concedió a las 4 de la tarde.

Macri estuvo todo el día en su despacho de Casa Rosada casi sin agenda oficial: solo recibió por unos minutos al director general de Puertos. El resto del jueves lo dedicó a monitorear los mercados, la escalada del riesgo país y la suba del dólar -llegó a superar los $47 y cerró a $45,90-, que alcanzaron sus máximos niveles desde que asumió la Presidencia.

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne

El Gobierno trató de mostrar parsimonia ante la crisis financiera que volvió a sacudir este jueves los mercados y perforó el techo del dólar. En Casa Rosada no hubo reuniones de urgencia. El jefe de Estado, de hecho, se fue por casi una hora a un evento personal del que no trascendieron detalles.

Incluso Jaime Durán Barba entró sonriente a la Casa de Gobierno pasado el mediodía -la tercera vez en una semana- y subió al primer piso. Se reunió durante un rato con Marcos Peña y Fernando de Andreis, y participó unos minutos del almuerzo semanal que el jefe de Gabinete compartió con el resto de los ministros.

Dante Sica fue uno de los ministros que estuvo en Casa Rosada

Ante el gabinete, el asesor ecuatoriano hizo un repaso por las últimas encuestas. El Gobierno se había estremecido la semana pasada con la filtración de una encuesta que la consultora Isonomía había encargado para algunos de sus clientes privados y que ubicó a Cristina Kirchner nueve puntos arriba de Macri en un hipotético ballotage.

Durán Barba aprovechó la presencia del gabinete para hacer catarsis por esos números.

Para el Gobierno, la filtración de esos números tuvo un efecto dominó, en momentos en que el oficialismo buscaba aliviar el agobio inflacionario con el paquete de medidas destinadas a reactivar el consumo y paliar la crisis. Es más: el objetivo de bajar el índice de inflación de abril -el de marzo fue de 4,7%- podría verse complicado por la suba del dólar.

Guillermo Dietrich

De todos modos, en la Casa Rosada no se prevén cambios. Al menos por ahora. Es cierto que en el entorno presidencial esperaban que las turbulencias financieras y cambiarias más severas se registraran hacia junio, más cerca de la confirmación de las candidaturas. El crecimiento de la popularidad de la ex Presidenta adelantó el tembladeral.

La crisis cambiaria de fines de agosto del año pasado obligó a Macri a recortar su gabinete y a desprenderse de Mario Quintana, hasta ese momento uno de los funcionarios más poderosos del gabinete, para refugiar a Peña, el ministro más influyente de la administración.

No hubo, como aquella vez, encuentros de urgencia en Olivos, debates en el seno de Cambiemos, presión de la UCR o conversaciones cruzadas con Elisa Carrió.

Sí volvieron los canales de televisión a los móviles en vivo en la puerta de Casa Rosada con el minuto a minuto de los movimientos de rutina presidenciales. Un síntoma de la psicosis colectiva que vuelve a repetirse. Esta vez en plena campaña electoral.

Ahora, desde el Gobierno aseguran que Macri no piensa en meter mano en su equipo: la Casa Rosada insiste en que los temores no se deben al programa económico si no a la campaña electoral y al posible regreso de Cristina Kirchner, que la ex mandataria volvió a alimentar en estas horas con la aparición de su libro “Sinceramente”. “No creo que lo vaya a leer, no está en mis prioridades”, dijo el jefe de Estado en el reportaje con la radio santafesina.

En medio de esas urgencias, Macri volvió a desactivar públicamente el plan de emergencia con el que el círculo rojo insistió en esta semana.

El ministro de Justicia, Germán Garavano (Fotos Matías Baglieto)

El martes, en el almuerzo del CICYP en el Hotel Alvear, los empresarios que el lunes se reunieron con el Presidente para escuchar su agradecimiento por el “pacto de caballeros” en torno al programa “precios esenciales” le preguntaron dos veces a María Eugenia Vidal si no quería ser candidata a presidenta. La gobernadora bonaerense dijo que no.

A última hora, la mandataria se corrió hasta Morón, en el Conurbano bonaerense, para reunirse con una veintena de vecinos desencantados con el macrismo, una nueva modalidad de encuentros semanales que inauguró hace un mes. En los anteriores eventos, en Tres de Febrero, Vicente López o Lanús, escuchó los airados reclamos por la crisis del programa económico.

El Gobierno está dispuesto a resistir las presiones. Para los mismos meses del 2015, recordaban hoy en Casa Rosada, el círculo rojo pedía a gritos una alianza con Sergio Massa. En esos días los números eran incluso peores para Macri que los de ahora. La diferencia es que Cambiemos no era gobierno. Y no estaba atravesado por la fenomenal crisis económica de estos tiempos.

Ante ese panorama, la consigna oficial es una sola: resistir hasta el cierre de listas.

Comments

comments

Seguir leyendo
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Nacional

Sica insiste con la reforma laboral

Publicado

on

Por

La discusión por la reforma laboral se mudó a Ginebra, donde se desarrolla la Conferencia Internacional del Trabajo. “Argentina necesita modernizar su legislación laboral y terminar la reforma tributaria”, disparó Dante Sica, ministro de Producción y Trabajo. Las palabras generaron un “cortocircuito” con dirigentes de la CGT presentes, dijeron  desde Suiza. “No debemos ceder conquistas ni beneficios”, resumió Sergio Sasia, líder de la Unión Ferroviaria.

En el último encuentro entre la CGT y el FMI, Roberto Cardarelli -jefe de la misión técnica del organismo- reconoció que “no se pueden acelerar las reformas generales”. Las palabras del italiano apuntaban a la modificación laboral y tributaria, y justificaba con la coyuntura económica y social que se vive en el país. Sin embargo, el gobierno busca ir a fondo.

“Para generar empleo e inversión, la Argentina necesita modernizar su legislación laboral y terminar la reforma tributaria sumando un capítulo especial para los pequeños contribuyentes y los emprendedores”, dijo Sica en Ginebra. Ante la mirada de dirigentes gremiales, el ministro destacó que “el desafío del futuro es hoy y nos va a ayudar a resolver nuestra deuda con los millones de trabajadores que están en la informalidad”. A su vez pidió “reconocer la ciudadanía laboral y la modernización del trabajo”.

El guante del otro lado lo recogió Sasia. Desde Suiza, el dirigente de la UF se mostró “consciente en cuanto a la necesidad de actualizar los convenios de trabajo”, pero resaltó que eso “no conlleva necesariamente que debamos ceder conquistas, beneficios sociales y condiciones laborales de los trabajadores”. El ferroviario añadió que “el modelo sindical argentino no se discute”.

Días atrás, Gerardo Martínez (Uocra) sentenció que “la realidad del país exige sostener el empleo” y agregó: “El país y los trabajadores no quieren seguir por ese camino para ser la variable de ajuste”.

Comments

comments

Seguir leyendo

Nacional

Cómo impacta en el escenario bonaerense la candidatura a diputado de Sergio Massa

Publicado

on

Por

Minutos antes del mediodía del martes quedó develada una de las principales incógnitas electorales, a cuatro días de que cierre la inscripción de precandidatos. En su exposición en el seminario Democracia y Desarrollo Sergio Massa anunció que competiría como primer candidato a diputado nacional de la Provincia del Frente de Todos, la alianza que lleva a Alberto Fernández y a Cristina Kirchner como candidatos a presidente y vicepresidente. Así rodaban por tierra las aspiraciones al Ejecutivo del exintendente de Tigre, que quería competir en una interna por la categoría presidencial pero que no pudo porque el kirchnerismo no le habilitó la interna.

El oficialismo prefería a Massa como precandidato a presidente por fuera del kirchnerismo, para dividir los votos al peronismo y por considerar que, de esa manera, le restaría apoyo a la dupla Fernández-Fernández. De hecho previo a la alianza del líder del Frente Renovador con los K negociaron con él para que llevara a Vidal en una colectora, pero no lo consiguieron.

El Gobierno criticó duramente la decisión del espacio K, que complica el escenario para la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, que va por la reelección. “Por lo saltos que ha dado, no sabemos qué representa Massa”, dijo el vicejefe de Gabinete Andrés Ibarra en conferencia de prensa tras la reunión de ministros en Casa Rosada. El funcionario además dijo que era “poco serio y aventurado” el planteo del exjefe de Gabinete de renegociar la deuda con el FMI.

El senador peronista y compañero de fórmula de Mauricio Macri Miguel Ángel Pichetto fue otro de los dirigentes del oficialismo que cuestionó con dureza la candidatura legislativa de Massa y apuntó a la expresidenta. “Define un método de construcción autoritaria en el proceso de selección de candidatos”, cuestionó. “Conociendo las características, el estilo de definir los procesos anteriores, la expresidenta, que es la verdadera centralidad del poder de esa fórmula Fernández – Fernández, definió las fórmulas sin ningún mecanismo de participación”, consideró.

Las principales preocupaciones del oficialismo en Provincia pasan por el “efecto arrastre”, por la imagen negativa de Macri en Provincia por la crisis económica en un territorio en el que por el momento no hay balotaje no tampoco una “tercera opción” que pueda restarle votos a la fórmula Axel Kicillof-Verónica Magario.

En modo campaña Pichetto se reunió el martes por la tarde con Vidal para empezar a delinear la estrategia de armado del senador peronista en Provincia por la estrecha relación que tiene con muchos dirigentes del PJ, a los que que buscará sumar al frente “Juntos por el Cambio” para darle mayor músculo electoral al espacio oficialista.

Tras el encuentro el legislador vaticinó que Vidal logrará su reelección porque la fórmula que encabeza constituye la “oferta electoral más fuerte” del distrito. Aclaró que la gobernadora “no se va a peronizar” y ratificó que intentará sumar a dirigentes del peronismo no K. Además le restó importancia a la candidatura legislativa de Massa y dijo que “de ninguna manera” esta decisión complicará las chances del oficialismo en Provincia.

Comments

comments

Seguir leyendo

Nacional

Qué dijo Alberto Fernández sobre la definición del lugar que ocupará Massa y la incógnita Scioli

Publicado

on

Por

Faltan solamente cuatro días para el plazo límite para presentar las listas, y el flamante Frente de Todos tiene clara su fórmula presidencial con los Fernández, presentó su plataforma de gobierno ante la justicia electoral y ya cerró su acuerdo con el Frente Renovador de Sergio Massa que amplió la unidad del peronismo y catapultó al tigrense al estratégico primer lugar como candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires.

Ante esta última novedad, que fue comunicada por el propio ex jefe de ANSES este mediodía, habló por primera vez Alberto Fernández, el candidato presidencial de la flamante coalición, y se expresó de forma contundente: “Estoy muy contento”.

En este sentido, el ex jefe de Gabinete expresó su alegría por la definición de Massa y, fundamentalmente, por haber concretado la unidad del peronismo, tal vez la tarea fundamental que encabezó tras su reconciliación con Cristina Fernández de Kirchner y el posterior anuncio de esta última de que sería él quien encabece las intenciones del peronismo de volver a gobernar la Argentina.

“Estoy muy contento” con la candidatura de Massa, afirmó Alberto en diálogo con Radio con Vos, y explicó el porqué. “Mi mayor preocupación era que nos unamos para encarar esta elección, un trabajo que empecé en febrero de 2018”, sostuvo, a la vez que aclaró que impulsó esa tarea junto con otros dirigentes, con quienes lograron “que todos los sectores del peronismo más relevante estén en el mismo espacio”.

Por eso, concluyó que la amplia unidad alcanzada, traducida en los triunfos conseguidos en diferentes provincias entre las que resalta el caso de Santa Fe, significa la cumplimentación del “deber” que se había propuesto: “Tengo la satisfacción del deber cumplido, era el objetivo que me había puesto”.

Respecto de los referentes peronistas que no se sumaron al espacio, Fernández sentenció que “son dirigentes, no son espacios trascendentes” y recordó que él mismo planteó “que dentro de Alternativa Federal el único que tenía votos reales era Sergio Massa”, afirmación que sostiene en la actualidad.

Sobre Miguel Ángel Pichetto, que pasó de ser opositor a ser candidato a vice de Mauricio Macri, fue tajante: “Cada uno responderá en el futuro por lo que ha hecho y no soy quién para juzgarlo”.

Descartada la hipótesis de una PASO contra Massa, la duda que aún resta despejar es el caso de Daniel Scioli, quien hasta el momento es precandidato presidencial por el mismo Frente de Todos. En este sentido, Fernández sostuvo que aún no se confirmó que el ex gobernador bonaerense vaya a disputarle internas, pero le envió un mensaje de paz que podría traducirse en una promesa futura: “Con Daniel somos muy amigos, estoy seguro que él va a tener un espacio cerca mío”.

Comments

comments

Seguir leyendo

Descargá nuestra APP

Las más leidas

X